top of page

RECOMENDACIONES PARA EL CULTIVO DE CAÑA DE AZÚCAR

Actualizado: hace 4 días


El cultivo de la caña de azúcar es una actividad de gran importancia a nivel mundial, especialmente en países como México, Brasil, India, y otros con climas tropicales y subtropicales. La caña de azúcar, conocida científicamente como Saccharum officinarum, es utilizada principalmente para la obtención de azúcar, pero también tiene otros usos como alimento animal, fabricación de papel y producción de alcohol industrial y bebidas alcohólicas.


Las necesidades nutricionales de los cultivos de caña de azúcar incluyen 16 elementos esenciales, entre los que se encuentran carbono (C), hidrógeno (H), oxígeno (O), nitrógeno (N), fósforo (P), potasio (K), calcio (Ca), magnesio (Mg), azufre (S), hierro (Fe), manganeso (Mn), cinc (Zn), cobre (Cu), boro (B), molibdeno (Mo) y cloro (Cl) . Además, el silicio (Si) también es importante, aunque no se le considera esencial. El nitrógeno (N) es necesario en grandes cantidades y ayuda a maximizar la producción de materia seca y el rendimiento, con la demanda máxima durante el macollaje y el período de gran crecimiento. El nitrógeno y el potasio son los nutrientes más importantes que exige el cultivo de la caña de azúcar, ya que determinan en gran medida el rendimiento e influencian la calidad del producto final.


Las principales enfermedades y plagas que afectan el cultivo de caña de azúcar son:

  1. Roya común (Puccinia melanocephala): Se reconoce por la presencia de pústulas de color naranja en el envés de las hojas.

  2. Roya amarilla (Puccinia kuehnii): Se distingue por la presencia de pústulas amarillas en el envés de las hojas.

  3. Roya negra (Puccinia nakanishikii): Se identifica por la presencia de pústulas negras en el envés de las hojas.

  4. Mildiu (Peronosclerospora sacchari): Se caracteriza por manchas blancas en el haz de las hojas.

  5. Moho azul (Pseudocercospora ulei): Se reconoce por la presencia de manchas azules en el haz de las hojas.

  6. Moho gris (Colletotrichum falcatum): Se distingue por la presencia de manchas grises en el tallo.

  7. Gusano taladrador de la caña de azúcar (Diatraea saccharalis): Se identifica por la presencia de galerías en los tallos.

  8. Barrenador (D. magnifactella): Se distingue por la presencia de galerías en los tallos.

  9. Pulgón amarillo (Rhopalosiphum maidis): Se identifica por la presencia de colonias amarillas en las hojas.

  10. Salta montes de la caña de azúcar (Perkinsiella saccharicida): Se distingue por la presencia de saltos montes en las hojas.

  11. Mosca blanca (Bemisia tabaci): Se identifica por la presencia de colonias blancas en las hojas.

  12. Nemátodos (Meloidogyne incognita): Se distingue por la presencia de nódulos en las raíces.

  13. Fusarium (Fusarium sp.): Se identifica por necrosis negro, café rojiza en el cuello de las raíces y pudrición en el interior de la caña.


Para el cultivo de caña de azúcar, se recomienda seguir las siguientes indicaciones:


  1. Establecimiento de plantaciones: Al planificar el uso de nuevas tierras para la producción de caña de azúcar, es esencial considerar el suministro de los bienes y servicios que la tierra ofrece. Es importante evaluar el impacto ambiental y social del cultivo en nuevos campos potenciales para la producción. Se debe promover un enfoque de sistemas para reducir el daño por plagas mediante una diversidad de técnicas, incluyendo el uso de parasitoides, depredadores, hospedantes genéticamente resistentes y el uso racional de plaguicidas químicos para garantizar la sostenibilidad de la producción.

  2. Principios agronómicos: Al plantar caña de azúcar, se puede obtener el primer cultivo a partir de un trozo de tallo llamado estaca o esqueje. Es fundamental respetar la época y el sistema de plantación, obedeciendo las recomendaciones específicas para cada variedad y clima. Además, es esencial monitorear el estado de los cultivos y ajustar los procedimientos de cultivo para obtener un alto rendimiento

  3. Nutrición y fertilización: Para incrementar el rendimiento de la caña de azúcar, es importante considerar la aplicación equilibrada de nutrientes como nitrógeno, fósforo, potasio, magnesio calcio y silicio. Estos nutrientes son esenciales para maximizar la producción de materia seca y el rendimiento de la caña. Se recomienda mantener un equilibrio adecuado entre nitrógeno y potasio para asegurar mejores rendimientos.

  4. Mantenimiento y cuidados: Después de plantar la caña de azúcar, es crucial realizar labores agrícolas como la fertilización, control de plagas y malezas, así como la prevención y tratamiento de enfermedades. Supervisar y planificar estas actividades con antelación, asignando responsables para llevarlas a cabo, es fundamental para el éxito del cultivo. Siguiendo estas recomendaciones sobre el establecimiento de plantaciones, principios agronómicos, nutrición y fertilización, así como el mantenimiento y cuidados adecuados, los agricultores pueden mejorar la productividad y sostenibilidad de sus cultivos de caña de azúcar.


Dentro del catálogo de productos te podemos recomendar el uso y aplicación de Guanovit, el cual cuenta con 73 elementos dentro de los cuales se encuentran los más necesarios para el cultivo y buen desarrollo de los sembradíos de caña de azúcar, además de contar con enzimas, microorganismos benéficos, ácidos húmicos y fúlvicos entre otros componentes. Por otro lado si las necesidades de silicio son fundamentales en el desarrollo de tus cultivos de caña de azúcar, te recomendamos Ormus (silicio como algas diatoméas).


Esperamos que esta información te sea de utilidad, recuerda que sí tienes cualquier duda, pregunta, comentario o asesoría, no dudes en contactarnos, será un gusto poder atenderte. Que tengas feliz día. Saludos del equipo Guanovit.

147 visualizaciones0 comentarios

Comments

Rated 0 out of 5 stars.
No ratings yet

Add a rating
bottom of page